Carrusel

Estrellas

jueves, 18 de marzo de 2010


DUENDES
Son pequeñas criaturas que suelen vivir dentro de las casas habitadas dedicándose a un sin fin de menesteres, entre los que cuentan las travesuras. También pueden hallarse en edificios abandonados, tores, campanarios, desiertos, cuevas...
La palabra duende es una derivación de "duen de casa". Esa casa es de la que el duende es dueño. La que la gente ocupa.
Los domésticos son serviciales y al dormir los humanos, adelantan las tareas. Cuidan del jardín y de los animales. Les gusta sacar las sonoridades que se esconden en los objetos, por eso en la noche se escuchan crujidos, chasquidos, silbos, tintineos o claveteos rítmicos.
Son felices también haciendo trastadas y enredándolo todo. Enmarañar los hilos y la lana, esconder las tijeras, desparramar los botones, derramar la leche... Si algo se pierde, es que son ellos.



BROWNIESSon de Inglaterra, Escocia e Irlanda. Son amigos de los humanos de cuya casa ocupan. Si no reciben buen trato se van de la casa. Son invisibles como todos los duendes, cuando muestran su verdadero aspecto, se ven cubiertos de pelo de color castaño, Si les regalan ropa, se sienten ofendidos y se van. Son muy golosos, pero no quieren que les den comida, prefieren buscarla. Buscan en las sobras de buena calidad. Si algo los vuelve locos, son las natillas y los pasteles rociados de miel.


HOBGOBLINS
Pertenecen a la familia de los brownies, son una especie que se ha ido extinguiendo a través del tiempo, aunque quedan algunos de ellos en pueblos donde siguen arraigadas tradiciones antiguas. Son muy pequeños y viven acurrucados en las estanterías o anaqueles cerca del fuego, confortables y protegidos de la intemperie y la luz solar. Son de la familia bondadosa de los goblins.


 

EL ZAPATERO DE LAS HADAS
Es el famoso Leprechaun de Irlanda. Vive bajo las raíces de los árboles, en castillos en ruinas y trabaja a la sombra de los setos. Fabrica el calzado de las hadas y de los elfos. Mientras lo hace, canta y silba alegremente. Cuando termina se vuelve melancólico y taciturno. Se consuela con tabaco y una botella de whisky. De ahí su nariz colorada, en medio de una cara llena de arrugas.
Viste a la antigua usanza, con unos calzones verdes, un chaleco con enormes botones y zapatos de tacón con hebillas de plata muy grandes. Lleva un sombrero de tres picos, que a veces emplea de eje para girar, cabeza abajo como una peonza.
En su vida nocturna, se le conoce con el nombre de Cluricaun, o duende de las bodegas. Se dedica a beber y se emborracha de tal modo que en las noches de luna emprende alborotadas cabalgatas a lomos de las ovejas que saca del aprisco o de los perros de los pastores.
Se dice que el Leprechaun tiene una inmensa fortuna, aunque nadie sabe donde guarda sus arcas de oro. Seguramente si alguien logra capturarlo, él no se niega a entregar sus riquezas, pero la dificultad está en que, al menor descuido se escurre como el agua y nadie lo puede encontrar.


TRASGOSSon muy pequeños, en lo que se refiere a su modo de ser y a sus costumbres, existen diversas versiones. Hay quienes los consideran geniecillos malos, otros los ven como ingenuos y tontos. Algunos dicen que rehuyen el trabajo y sólo quieren divertirse, pero otros afirman conocer una especie de trasgos muy industriosos y diligentes que colaboran con los mineros.
Estos caracteres nos llevan a distinguir los trasgos domésticos, malignos o benignos, de los que viven en contacto con la naturaleza dedicados a sus tareas.
Los trasgos domésticos no se diferencian demasiado de los duendes, aunque tal vez tengan un punto de malicia, o se muestren cándidos e infantiles, pudiéndoles engañar fácilmente. Hay que añadir además que no son tan laboriosos como aquellos.
Si se presentan como seres malignos, son realmente de temer: ladrones y desconsiderados, a menudo toman la forma de algún animal y destruyen el trabajo y las propiedades de los humanos. La noche del 1 de noviembre, víspera del día de los difuntos, suelen acompañar a los muertos en sus lúgubres huestes de espectros que salen de las tumbas.
Pero no todos son así. Los trasgos familiares van acomodando su vida a la de los dueños de la morada donde habitan, aunque les encanta asustarlos, sobre todo a los niños, con ruidos extraños, cadenas, golpes y silbidos. Prefieren la vida relajada y el jolgorio.
Algunos viven en casas abandonadas, muy apropiadas para sus correrías nocturnas y para sus travesuras, porque ahí los humanos no los molestan y pueden alborotar cuanto quieran. Ya dormirán durante el día y recuperarán fuerzas para otro de sus “saraos” nocturnos.

KOBOLDSSon alemanes, en tiempos remotos fueron genios de los árboles o plantas y arbustos como la mandrágora y el boj. Andando en el tiempo, con la madera de estos vegetales se hicieron figuras talladas, dentro de las cuales habitaban los kobolds, que eran cerradas con llave y llevadas a las casas. Sólo el dueño podía abrirla ya que si no el ser se escapaba y hacia de la suyas.
Hoy están liberados de estas figuras de madera y son elfos muy pequeños con la piel de color verde oscuro, vistiendo ropas verdes o rojas. Pueden adoptar la forma de gatos, niños u orugas. Disfrutan de la vida , la chimenea, la leñera, el sótano… y en los días templados se aposentan bajo los árbolehogareña y buscan para instalarse los rincones más oscuros y silenciosos de la casa, como la buhardillas que dan sombra a la casa.
Dentro de esta familia de los kobolds se dan otras dos: Polterprites y Heinzlin. La primera anda libremente por la casa, colaborando con las tareas domésticas o correteando por los alrededores con la forma de ardillas o gatos. Su ocupación favorita es hacer mucho ruido, golpeando puertas, arañando paredes o haciendo rechinar los hierros y las camas. La segunda familia es mucho más silenciosa y más trabajadora. Se ocupan de las faenas domésticas y del corral, predicen el futuro y aconsejan a los amos cuando éstos lo requieren.
Los genios domésticos escandinavos están emparentados con los kobolds también. El Butzeman, espíritu profético del hogar, aparece ante una boda o un viaje para advertir de dificultades y peligros. Aunque suele cerrar y abrir puertas de golpe, llamar a las ventanas de los juerguistas y hacer ruidos y chispas en leños que arden en la estufa, no hay que confundirlo con el viento, los murciélagos o el chasquido de alguna castaña, sino que se debe prestar mucha atención a su presencia y a sus mensajes.
Y ya que hablamos de los genios de la casa, debemos añadir a una verdadera hada del trabajo doméstico, la señora Hole, que no pertenece a la familia férica de los bosques y las aguas, pues ha mudado, no se sabe bien por qué, su antigua dicción de alta y poderosa señora, en humilde servidora de la casa. Más que realizar tareas, vela por quienes deben hacerlas para que cumplan bien su cometido: vigila a las hilanderas y tejedoras, controla a las lavanderas y toma nota de la eficiencia con que se ha emprendido la limpieza de los suelos, cristales y maderas en las distintas dependencias de la casa.
LOS ALDABONEROS
Viven en las minas y son trabajadores y ayudan a los humanos. Su tarea consiste en hacer sonar los aldabones cuando encuentran las vetas minerales. De ahí su nombre. En la comunidad minera inglesa se les conoce como Knockers.
Se extienden por toda Europa, y se considera un buen augurio oír golpes, porque gracias a ese martilleo, algunos mineros han descubierto tesoros subterráneos de gran valor. Como premio se les suele dejar una ofrenda de alimentos, en especial buñuelos, a la entrada de sus rincones favoritos. Son pequeños y muy feos, visten con ropas de minero y mandiles de cuero, y nunca se desprenden de sus herramientas de trabajo.
Siendo personajes benévolos y pacíficos, si algo les molesta, por ejemplo, es, que los humanos insulten o digan palabras groseras, pueden llegar a producir hundimientos y lluvias de piedras en las minas. En cambio les agrada oír cantar y reír a los mineros. Cuando golpean con fuerza en distintos lugares, de modo errático, están anunciando la proximidad de alguna desgracia: derrumbamientos, muertes…
Pero a veces son traviesos. No olvidemos su condición de trasgos. Palabra derivada del verbo trasguear, que significa enredar, jugar y cometer travesuras. Se divierten haciendo más feas aún sus caras, con unas muecas horribles y bailando con movimientos estrambóticos. Todo para asustar a los mineros.


GNOMOS

Son espíritus de la tierra y de las montañas. Su nombre parece derivar de la raíz griega ge- que significa tierra y de némomai, que es habitar. Pero también podría ser otra etimología: gnosis, que en griego quiere decir conocimiento. Hay quienes afirman que fue Paracelso, el alquimista suizo, quien inventó el término gnomo, pues aparece por primera vez en sus libros para designar a esos genios que conocían los secretos de la tierra y sabían dónde estaban ocultos los metales preciosos.
El nombre en cualquiera de sus derivaciones, relaciona a los gnomos con la tierra y sus misterios. Y así los ve, en efecto, la tradición, como pequeñas criaturas dedicadas al trabajo en las minas y al cuidado de los tesoros escondidos. Pertenecen sobre todo al folclore nórdico, aunque se han extendido por toda europa.
No pueden salir a la luz del sol porque se convierten en piedras. Si el amanecer los encuentra a la intemperie, deben buscar rápidamente lugares de sombra, y allí permanecen aterrados durante todo el día, puesto que no sólo temen a la claridad, sino también a los hombres. Durante la noche andan libres y ligeros, por las pendientes de los riscos y por las hendiduras de las rocas, corriendo, brincando y cantando como pequeños grillos, en busca de pepitas de oro, que suelen acumular a la entrada de la cueva cuyo interior tiene su morada, custodiada por un grifo.
LOS TROWS
En Shetland se los denomina con este nombre y las gentes no hablan de ellos y evitan verlos, porque trae mala suerte. En cambio no es mala suerte oir sus voces. Se cuenta, que como otros genios, descienden de los antiguos trolls germánicos, gigantes horribles y maléficos. Con el tiempo se fueron empequeñeciendo hasta convertirse en lo que después llegaron a ser: enanos feos, vestidos de gris, que huyen de la luz solar. Parece, según algunos, que tienen un gusto especial por la música y la disfrutan como intérpretes y oyentes.
Aunque la gente les tiene miedo, cuando alguien logra hacer amistad con ellos, son afectuosos y serviciales. Se cuenta que un gnomo llamado Broonie, cuidaba los campos y los rebaños de una región, y se lo veía ir y venir, veloz como el viento, de un sembrado a una huerta, de la majada al establo, atendiendo cultivos y animales y repartiendo bondades entre todos. Las mujeres del pueblo, viendo que estaba dispuesto todo el día al aire frío, cubierto de harapos grises, le regalaron una capa y una capucha, y el gnomo ofendido, desapareció para siempre. No les gusta que le regalen ropa.
A quienes quieran acercarse a los gnomos, estos se les presentan como enanos viejecitos, apariencia típica de los elementales vinculados con la tierra. Se puede llegar a establecer con ellos una relación amistosa, pero teniendo muy en cuenta unas sencillas normas de convivencia. Ellos son muy cuidadosos con sus cosas, si alguien se queda con algo que les pertenezca, ellos lo recuperarán y convertirán en carbón al osado que los tenga.

ENANOS
La mayoría de las especies pertenecientes al mundo élfico, se caracterizan por su pequeñez. Existen algunos que no tienen una apariencia y una naturaleza bien definida por esta característica: los enanos de los bosques y de las minas. Son bajos, llegan a la madurez a los tres años de edad y a los siete les crece la barba. De ahí el aspecto con que los humanos le ven, ancianos y barbudos, y así se les representa en los cuentos.
Pertenecen sobre todo a los territorios mágicos de Escandinavia y Alemania, aunque como sucede con las demás criaturas del reino de los seres elementales, se extienden por toda Europa con distintos nombres y costumbres propios de cada lugar.
En Bretaña se los conoce con nombres como Paulpiquets o Cornicouets. Pero hay quienes opinan que son feos y malignos, no pertenecen a la misma especie que los de la montaña del norte. En efecto, estos son bondadosos y aparecen cuando las primeras sombras de la noche, invaden el mundo saliendo en multitudes de las raíces de los robles, entre las piedras de antiguas ruinas o de las grietas de la tierra; van y vienen a toda velocidad, corren y saltan, andan por aquí y por allá como hormigas, y al menor ruido, desaparecen.
Se dice que en tiempos muy remotos, estaban sometidos a la voluntad de los gigantes que los trataban como a esclavos, pero con ingenio y sagacidad, los enanos lograron vencer y someter la fuerza y el poder de aquéllos. Después continuaron dedicando su capacidad y su imaginación a varias tareas, la mayoría en relación con los humanos, en cuya vecindad vivían.
Como genios de la tierra se dedican a las diversas actividades que tienen que ver con ella: los minerales y las galerías subterráneas donde se suponen guardados fabulosos tesoros y los cultivos de las tierras labrantías y el cuidado de los jardines.
ENANOS MINEROS
Destacan en este sector, excavan las entrañas de la tierra con sus picos y martillos, para descubrir las vetas de minerales como el oro y la plata. Asimismo, son muy buenos metalúrgicos y hábiles en la forja de armas, corazas y artefactos que, por proceder de sus manos, tienen propiedades mágicas.
Tienen sus casas en lugares subterráneos o viven en pequeñas cabañas en el bosque, de donde parten al amanecer con todas sus herramientas de oro y piedras preciosas.
Los de Cornualles, se llaman picadores, porque hacen mucho ruido. Trabajan en las minas de estaño, el ruido es señal de su actividad febril. No paran de noche ni de día.
Laboriosos como abejas, los hombres pensaban que era signo de buena suerte, porque allá donde se oyeran los ruidos había abundancia de estaño. Son invisibles, pero audibles. Pero algunos los han visto e incluso han hablado con ellos.
En las minas del norte de Inglaterra se habla del BlueCap que se ocupa de empujar las cubetas que transportan el material obtenido. Son verdaderos obreros que reclaman pago por el trabajo ofrecido. Si reciben más de la cuenta dejan el sobrante. Como los de la mayoría de los de su especie, no se ven, peroles humanos notan su presencia porque se ve brillar una luz azul sobre las cubetas de carbón que van a una velocidad increíble por las vías.
GUARDIANES DE TESOROS
Son dueños de grandes tesoros que guardan en las cuevas y galerías subterráneas.

LOS HERREROSFunden los metales porque de ellos extraen los secretos de la tierra, están capacitados para liberar su esencia y transformar la materia en energía creadora mediante el fuego. Herreros y alquimistas son los señores del fuego.
Trabajan los materiales obtenidos de las minas.

LOS ORFEBRES
Funden, tallan y engastan las más preciosas joyas.
Son objetos de cualidades mágicas que otorgan algún don para salvar a quienes lo posean.
Las hadas son buenas clientas de las joyerías de los enanos, que suelen estar en los bosques, cerca de las tierras metalíferas y de las canteras. Y no sólo adquieren allí aderezos y diademas, sino también un material muy valioso para su tarea de hilanderas y tejedoras, los copos de oro, que hilarán para tejer sus capas y túnicas. A veces también llevan pedrerías con que recamar las prendas.
Las ninfas de las fuentes y las cascadas y las hadas marinas se atavían con otras alhajas que ellas crean con lo que el agua les ofrece: mantos de espuma, diademas de coral… Y entre las hadas del bosque, también las hay que prefieren gran variedad de hojas de los árboles y de las plantas para tejer sus mantos y salpicarlos de gotas de rocío, irisarlos con los rayos del sol crepuscular y sembrarlos de luciérnagas encendidas como pequeñas estrellas. Ninguna de estas especies requiere las joyas de los enanos, ya que la naturaleza es quien las produce

1 comentario:

  1. te felicito por tu blog.Se nota que sabes bastante de esto.ME ENCANTA

    ResponderEliminar

Musica

EL LIBRO DE LOS DESEOS

Creo que mejor sería...enamorarte de alguien que: Te ame, que te espere, que te comprenda aún en la locura; de alguien que te ayude, que te guíe , que sea tu apoyo, tu esperanza, tu "TODO". ENAMÓRATE de alguien que no te traicione, que sea fiel, que sueñe contigo, que sólo piense en ti, en tu rostro, en tu delicadeza, en tu espíritu y no en tu cuerpo o en tus "bienes". ENAMÓRATE de alguien que te espere hasta el final, de alguien que tú "no elijas", lo Que no "esperes". ENAMÓRATE de alguien que sufra contigo, que ría junto a ti, que seque tus lágrimas, que te abrigue cuando sea necesario, que se alegre con tus alegrías y que te dé "fuerzas" Después de un "fracaso". ENAMÓRATE de alguien que vuelva a ti después de las "peleas", después del "desencuentro", de alguien que camine junto a ti, que sea un buen compañero/a, que respete tus "fantasías"...tus "ilusiones"... ENAMÓRATE de alguien que te "ame" de verdad. ¡En fin! No te enamores del "amor". ENAMÓRATE de alguien que esté enamorad/a de ti

Fondo

La verdadera riqueza de la tierra

Bienvenido a mi Buhardilla

Te doy la bienvenida a un mundo de ilusión....



More Cool Stuff At POQbum.com

bunnyhero horse

bunnyhero panda

Buenas Nochessss

saludito